jQuery
Salón Vip

NDC: ¿Tecnología al servicio de las aerolíneas?

junio 16, 2015

Cuando la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA por sus siglas en inglés), comenzó a trabajar sobre las definiciones de NDC (New Distribution Capability) estudié la documentación existente para comprender el alcance de esta arquitectura.

Como es lógico, con el correr de los últimos dos años se han generado modificaciones y, naturalmente, surgirán otras, pero lo más significativo es comprender el potencial de su definición macro y posibilidades.

En el año 2006 el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) a través de la Agencia de Innovación aprobó mi proyecto que tenía como objetivo, lograr a través de la tecnología disponible, que las aerolíneas obtuvieran mayor independencia operativa y capacidad de interconexión con los proveedores. Lo relevante es que el proyecto fue basado sobre la misma arquitectura que hoy propone IATA.

Esta visión común, muchos años después, es el resultado de leer y comprender las necesidades del mercado.

Hace 10 años las aerolíneas aún estaban trabajando para ampliar su distribución, hoy en cambio, el desafío es cómo hacerlo de la forma más eficiente.

En estos días, el grupo Lufthansa en un intento por generar importantes ahorros anuales, ha definido un recargo a sus billetes emitidos a través de los Global Distribution System (GDS) y de este modo estimular las ventas de sus canales directos.

Hoy la tecnología permite a las aerolíneas alcanzar objetivos del estilo, evitando este tipo de sucesos. Para ello, es fundamental definir el modelo más conveniente para la aerolínea.

El hecho de que todo el sector cuente finalmente con un protocolo “común” de interfases entre los actores, permite comunicarnos en un mismo idioma, sin las dificultades naturales de tener diferentes lenguajes en una misma charla”.

Independientemente de que los proveedores de tecnología, tengan sus soluciones en lenguajes distintos, este protocolo común, permite a las aerolíneas hablar con el proveedor A y el proveedor B del mismo modo, algo que hasta ahora era una importante barrera de entrada y salida y limitaba las acciones de las aerolíneas.

NDC, a mi entender, abre el camino para permitir esto. Un protocolo que nos permite definir interfases “únicas” capaces de hablar con cualquier actor en cualquier momento.

Esto significa, vender pasajes a través de los canales que la aerolínea considere más conveniente, por ejemplo, utilizar un GDS para una región o país, un canal directo para un segmento o mercado, una red de agencias propias en su mercado de base, e incluso nuevos canales no convencionales, con la capacidad de modificar este esquema cuando lo requiera.

De esta manera las aerolíneas tienen la oportunidad de decidir con cuales proveedores van a trabajar y en qué procesos. Los proveedores por su parte, deberán adaptarse rápidamente a estos estándares y destacarse por la calidad y flexibilidad de sus servicios, porque de no hacerlo, podrán ser sustituidos con mayor facilidad.

Por supuesto que algunas voces dirán que esto no es así, en definitiva, a nadie le gusta perder una parte del pastel.

Y como siempre, los primeros en prepararse obtendrán mejores costos y mayor versatilidad en su operativa, lo que redundará en una gran ventaja sobre sus pares.

¡Hasta la próxima!

Daniel Carbajal es Ingeniero de Sistemas, Fundador y CEO de IWTG desde hace 15 años.
Como Consultor en Reingeniería de Procesos para Aerolíneas cuenta, entre otros, con Proyectos de Innovación Tecnológica para el Sector aprobados por el BID (Banco Interamericano de Desarrollo).

Compartir noticia por email:
Fuente: Daniel Carbajal, IWTG

Síguenos en Twitter: @aerolatinnews