jQuery
Agencias

Consejero delegado Thomas Cook: “Las web de comentarios han ayudado mucho al turismo”

mayo 23, 2017

El 5 de julio de 1841, 500 miembros de una sociedad que predicaba la abstinencia alcohólica se concentraron en una estación en Leicester (Reino Unido). Thomas Cook, un misionero bautista, les había negociado con la compañía ferroviaria billetes con descuento para acudir a un mitin. Lo que empezó como una misión religiosa se convirtió, con el tiempo, en la primera agencia de viajes del mundo y que hoy, con una facturación de 7.812 millones de libras (9.570 millones de euros) en 2016 y una pujante aerolínea, es una de las mayores firmas turísticas de Europa. Peter Fankhauser (Burgdorf, Suiza, 1960) es desde 2014 consejero delegado de la compañía.

Pregunta. Una gran preocupación para España sobre el ‘Brexit’ son las consecuencias para el turismo británico. Thomas Cook abastece una parte sustanciosa de esas visitas. Cómo lo ven ustedes?

Respuesta. Hay que tener en cuenta que ahora mismo son todo conjeturas, porque no sabemos para dónde va a ir el proceso. Y mientras estemos en esa situación, preferimos no dar nuestra opinión acerca del Brexit. Estamos preparados para toda clase de eventualidades; nos adaptaremos a lo que venga. Pero usted tiene razón, los países de destino y sus Gobiernos, que tanto se benefician del turismo británico, deben ayudar a la industria turística y utilizar su influencia dentro de la Unión Europea para evitar un Brexit duro y llegar a un acuerdo que sea beneficioso para todo el mundo. Y no solo España, sino también países como Italia y Grecia.

P. ¿Cómo les ha afectado la caída de la libra?

R. Mire, la libra ha caído con fuerza, pero ahora mismo aún está por encima de los niveles de 2012. Hay que tener en cuenta que el nivel que existía antes del referéndum del Brexit, cuando la libra rondaba los 1,50 euros, era muy alto, y la caída tras la votación no ha hecho sino normalizar el cambio. La cotización de la moneda puede ir en ambas direcciones. Si la libra continúa débil la inflación puede tener un efecto en el consumo. Pero ahora mismo, no hemos notado un impacto muy grande.

P. ¿Cuál es el mejor escenario para ustedes?

R. Por un lado, mantener la libertad para viajar —lo que no quiere decir libertad para emigrar— es decir, mantener el régimen de libertad de movimientos y de visados que existe ahora. Por otro, queremos que haya una única autoridad que mantenga los cielos abiertos en Europa y armonice las rutas de forma que no tengamos que estar doblando esquinas dentro de los espacios aéreos nacionales, como sucede ahora.

P. En los últimos años se ha puesto en discusión la validez del espacio Schengen, que es donde reside la fortaleza de su negocio. ¿Qué puede hacer la industria contra ese cambio de mentalidad?

R. Volver a poner barreras en Europa es precisamente lo que los terroristas quieren y es algo que hay que evitar a toda costa. A lo mejor es necesaria una mayor cooperación entre los gobiernos europeos para compartir información sobre las personas que quizás representen un riesgo. Yo no creo que la Unión Europea va a desistir de que haya libertad de viajar en Europa y que volvamos a la situación de hace 10 años. Nunca hay que olvidar que la gente con mala intención es una minoría muy, pero muy reducida.

P. Hay gente que quiere mayor restricciones fronterizas pero luego quiere seguir viajando como antes.

R. Sí.

P. En España se ha hablado mucho de moverse más allá del modelo de sol y playa. ¿Qué han hecho ustedes para adaptarse a esa demanda?

R. Escuchar lo que quieren los consumidores. No nos queremos basar en especulaciones: sino en lo que vemos como tendencias. Queremos atraer a los millennials con el concepto Casa Cook, de los que ahora mismo hay dos en Grecia, uno en Rodas y otro en Kos, este último más orientado a familias. Queremos algo chic pero asequible. Hemos tenido un éxito sensacional, creo que el mejor del Mediterráneo este año.

P. ¿Quieren llevar ese modelo a España?

R. Lo antes posible, es decir, en 2018. En la próxima temporada turística. Dicho esto, la gente quiere descansar y que, en los lugares de destino, tenga una oferta personalizada para hacer más cosas. Y en el turismo familiar, la tendencia sigue siendo unas vacaciones sin preocupaciones y con todo incluido. Sé que en España, con toda la oferta de restauración y de otras atracciones, el modelo todo incluido no es tan popular como en países como Turquía. Pero para las familias, el coste es predecible.

P. Ustedes son la agencia de viajes más antigua del mundo, y el del turismo es uno de los sectores más afectados por la disrupción digital. ¿Cómo se adaptan a las nuevas circunstancias?

R. Nuestra industria es hoy una de las más transparentes. Estoy muy agradecido por la expansión de las páginas de comentarios y clasificaciones porque ayuda a los hoteles a construir su reputación e inspira a los viajeros, dándoles una herramienta para medir la calidad y construir la lealtad de los clientes. Estamos ayudando a los hoteles que trabajan con nosotros a construir esa reputación. Por nuestra parte, ya no somos una mera agencia de viajes que solo ofrecen paquetes de siete y 14 noches. Ante todo somos flexibles, dependiendo de los vuelos, y ofrecemos una página web que ha sido votada como la más funcional del sector en Reino Unido…

Compartir noticia por email:
Fuente: http://economia.elpais.com/economia/2017/05/18/actualidad/1495101654_484458.html

Síguenos en Twitter: @aerolatinnews