jQuery
Industria Aeronáutica

Así se proyecta el aeropuerto del café

Projection of Aeropuerto del Cafe

abril 15, 2013

En el primer semestre del 2016, un avión podría aterrizar por primera vez en el aeropuerto del Café en Palestina (Caldas). Esto sería posible, según las conclusiones del último estudio, si el próximo año se inicia la construcción de la primera fase, que incluye una pista de 1.400 metros, que estaría lista en 30 meses.

Pero a dicho propósito, que nació hace 35 años y comenzó obras el 2005, todavía le hace falta el visto bueno del Gobierno para aportar los recursos faltantes, además de los cambios en el documento Conpes vigente, en el que se estipula que los recursos adicionales deberá asumirlos la región y no la Nación.
Para el gobernador de Caldas, Guido Echeverri Piedrahita, esta es una necesidad sentida del departamento, “porque el Aeropuerto La Nubia no ofrece las condiciones óptimas, permanece cerrado más del 35 por ciento de veces al año y no permite vuelos nocturnos”.

Esa será una de las ventajas de la terminal aérea, que representará, según el mandatario, una fuerte competencia para los aeropuertos El Edén en el Quindío, y el Matecaña en Risaralda.

La obra, que en sus inicios causó controversia por la debilidad en los diseños y la falta de previsión ante fallas técnicas, costará 1,2 billones de pesos en sus dos fases iniciales. “Lo principal es que se va a construir por partes, y esto quiere decir que los recursos no hay que tenerlos todos el mismo año, sino con vigencias futuras”, dijo Luis Fernando Mejía, gerente de la Asociación Aeropuerto del Café.

Y es que sumado a la primera fase, que garantiza los primeros siete terraplenes, y necesita 391 mil millones de pesos adicionales, el estudio ofrece la alternativa de pasar a una segunda y tercera etapa con una ampliación de la pista a 2.600 y 3.600 metros, respectivamente.

La capacidad de carga también aumentó. Antes, el aeropuerto estaba pensado para un avión tipo Airbus A320, de fuselaje estrecho y de corto a medio alcance. Hoy, se tiene previsto que el Boeing 747-400, de fuselaje ancho y con capacidad de carga de 415 toneladas, sea el que opere en la terminal aérea.

También se decidió reorientar, en tres cuartos de grado, el eje de la pista y re ubicar el rasante de la misma, cambios que, según el gerente de la Asociación, “representan un ahorro cercano a los 800 mil millones de pesos, (200 mil en la primera fase y 600 mil en la segunda)”.

Pero antes de llegar a estas conclusiones, pasaron 10 meses de estudios, y mientras el consultor evaluaba y analizaba el terreno, las conjeturas sobre los resultados crearon un ambiente tenso en torno al que fue llamado, por el mismo presidente Juan Manuel Santos, “un proyecto faraónico”, pues llegó a pensarse que costaría 2,5 billones de pesos.

En el estudio final, lo que arrojó el mapa geológico (análisis de suelos, espesores y calidad del terreno) y la evaluación sísmica, “causó controversia”, señaló Mejía, pues el consultor señaló que en el terreno son previsibles los sismos por encima de lo establecido en el código colombiano sismo resistente. No obstante, “también se contemplan las soluciones para los requerimientos técnicos de las normas”, añadió el gerente.

Desde el primero de abril, cuando se presentaron públicamente los estudios, Aerocafé inició la gestión con el Gobierno, al igual que los congresistas caldenses, quienes respaldaron el proyecto.

Sin embargo, dos semanas después, la ministra de Transporte, Cecilia Álvarez Correa no ha recibido los estudios, y manifestó que no se pronunciará hasta que los revise. El gerente de Aerocafé indicó que estos ya se entregaron a la Aeronáutica Civil la semana pasada, “y a la Ministra le pediremos audiencia para presentarle y entregarle, oficialmente, el estudio”.

Mejía asegura que a nivel regional, y cuando tenga su pista de 3.600 metros, el aeropuerto del Café “será el aeropuerto internacional del Eje Cafetero y la terminal aérea alterna de Bogotá, Medellín y Cali por encontrarse en el centro que une a estas tres ciudades”.

Compartir noticia por email:
Fuente: http://www.eltiempo.com

Síguenos en Twitter: @aerolatinnews