Ahora leyendo:
Recambio de flota permitirá a Amaszonas Uruguay duplicar su capacidad
Toda la noticia 3 minutes read

Recambio de flota permitirá a Amaszonas Uruguay duplicar su capacidad

El primero de los tres aviones Embraer 190, con capacidad para 112 pasajeros con los que Amaszonas Uruguay proyecta renovar su flota para fines de 2020, llegó este jueves al Aeropuerto de Carrasco.

El arribo del primero de los tres Embraer 190 que Amaszonas Uruguay incorporará en el próximo año significa “consolidar la apuesta que tenemos en Uruguay, pasando de aeronaves de 50 asientos a 112 asientos con lo cual estamos duplicando la oferta”, dijo a HOSTELTUR el vicepresidente legal del Grupo Amaszonas y Gerente Regional de Amaszonas Uruguay, Sergio León.

León anunció que se reforzará el puente aéreo Montevideo-Buenos Aires, así como las actuales frecuencias a Asunción y Santa Cruz, además de que permite avanzar en la apertura de nuevos destinos en Brasil y Argentina.

El proceso de certificación del avión ante la autoridad aeronáutica uruguaya (DINACIA) debería estar pronta para fines de febrero de 2020.

El Embraer 190 de 112 plazas es el cuarto del Grupo Amaszonas, que aspira a tener en menos de dos años unas 14 aeronaves de este modelo: tres en Uruguay, tres en Paraguay y ocho en Bolivia.

El objetivo es devolverle el carácter de hub distribuidor al Aeropuerto de Carrasco, dijo León a HOSTELTUR, adelantando que el “nombre de fantasía” de la aerolínea se contraerá a Amas, como pudo verse en el livery del nuevo avión que recibió el bautismo en Carrasco.

León valoró que en Uruguay este año “el combustible ha mejorado notablemente el precio, se ha puesto a nivel de la región por lo que tenemos una variable menos de costos; con el aeropuerto trabajamos siempre en las condiciones, y tenemos un escenario positivo para encarar el futuro”.

La incorporación de los aviones Embraer 190 representa condiciones de costos “más favorables”. Según León, en el análisis de Amaszonas “está tener tarifas adecuadas y ajustar costos”.

A su vez, la nueva estructura se traduce en una necesidad mayor de recursos humanos: “La cadena de valor que tiene el transporte aéreo, ligado al turismo, genera empleo directos e indirectos; el contar con más aeronaves nos va a demandar mayor cantidad de empleados, desde pilotos hasta puestos comerciales”.

“Seguramente”, dijo León, “llegar a nuestros destinos implicará fuentes de trabajo y posibilidades comerciales en agencias de viajes, operadores de turismo y hoteles, con lo cual el impacto es muy interesante”…

Compartir noticia:
Input your search keywords and press Enter.