Ahora leyendo:
Rusia muestra su fuerza como mercado emisor de viajeros
Toda la noticia 4 minutes read

Rusia muestra su fuerza como mercado emisor de viajeros

Rusia, junto con China, había sido durante mucho tiempo “el gigante dormido” en lo que respecta a los mercados emisores de viajes. Los expertos sabían desde el principio que las dos naciones se convertirían rápidamente en dos fuerzas importantes en términos de viajes y turismo. Era sólo cuestión una de tiempo.

El mercado ruso ha hecho grandes avances en este sentido y ahora se posiciona como uno de los 10 principales mercados salientes de todo el mundo.

Según un estudio reciente publicado por MITT -la feria de viajes y turismo número uno de Rusia- titulado “El Mercado Emisor de Viajes de Rusia en el 2019”, la industria de viajes rusa ha visto cambios dramáticos en los últimos años, con vuelos chárter temporalmente prohibidos a destinos tan populares como Egipto, Turquía, y más recientemente, a Georgia. Sin embargo, tras el regreso de Turquía al mercado en julio de 2016, desde entonces esta nación se ha convertido en el destino número uno para los turistas rusos, tanto en 2017 como en 2018.

El estudio explica que, en 2012, Rusia era uno de los cinco países con mayor gasto de sus ciudadanos en el extranjero. Si bien esto ha disminuido ligeramente en los últimos años, el país subió del puesto 11no al 7mo entre 2016 y 2018, permaneciendo como uno de los grupos de mayor gasto del mundo.

Las recientes turbulencias económicas de Rusia han tenido un efecto significativo en su industria de viajes. El mercado ha visto a una serie de operadores turísticos cerrar sus puertas, lo que ha inquietado al mercado y ha hecho que los turistas piensen más en la frecuencia con la que viajan al exterior. También ha aumentado el número de viajeros independientes que investigan y reservan sus viajes por ellos mismos. Sin embargo, con la economía en expansión y con un volumen constante de viajeros salientes, el optimismo es alto y se vislumbra un mayor éxito en el horizonte.

De hecho, algunos esperan que la industria turística, concretamente los niveles de turistas que viajan al exterior, vuelvan a los niveles previos a la crisis de 2014 o incluso los supere en 2019.

«Para el segundo trimestre de 2014, llegamos a 12,2 millones de viajes al extranjero. En el segundo trimestre de 2018 nos recuperamos a 11,8 millones de viajes. Este año, hay todas las posibilidades de alcanzar un nivel anterior a la crisis e incluso superarlo», dice Sergey Shpilko, presidente de la Unión Rusa de la Industria Turística. «Ciertos tipos de viajes están creciendo a un ritmo acelerado, por ejemplo, los cruceros, el rafting, el senderismo y el turismo orientado a la naturaleza».

Después de un año de gran éxito en 2017, cuando los viajes de salida desde Rusia aumentaron un 25%, se vio un crecimiento de otro 5,8% en 2018, lo que eleva el total a 42 millones de viajes.

¿A dónde viajan los turistas rusos?
Además de Turquía, por mucho el principal mercado de llegada para los turistas rusos en los últimos dos años, otras naciones como Finlandia, (4,5 millones de viajes), Kazajstán (2,9 millones de viajes), Ucrania (2,3 millones de viajes), China (2 millones de viajes) y Estonia (1,8 millones de viajes) y Estonia (1,8 millones de viajes) viajes) aparecen a continuación en la lista, indica el informe.

Un número igualmente significativo de turistas rusos también han viajado a Alemania (1,3 millones de viajes), Georgia (1,2 millones de viajes), Tailandia (1,1 millones de viajes), Polonia (1,1 millones de viajes), Italia (1 millón de viajes), España (961.000 viajes), EAU (941.000 viajes), Chipre (826.000 viajes), Grecia (808.000 viajes), Azerbaiyán (748.000 viajes), Lituania (635.000 viajes), Túnez (611.000 viajes), Vietnam (531.000 viajes) y Bulgaria (437.000 viajes)…

Compartir noticia:
Input your search keywords and press Enter.